¿Qué es un BOOSTER para la cara?

Booster Para La Cara
booster para la cara

La piel de nuestra cara puede transitar varios estados a lo largo del año. Aunque seamos de piel grasa, en invierno podemos tenerla más seca e irritada. También, es común que después de un tratamiento como los peelings, la dermis se empiece a descamar y necesite hidratación extra. Para cubrir estas necesidades específicas y urgentes, nace el booster para la cara. Hablamos con Natalia Guinot, farmacéutica y directora científica de DS Laboratories, que resuelve todas las dudas sobre este cosmético .

En cosmética, ¿qué es un booster para la cara?

Un booster es un potenciador o acelerador de belleza que suele contener activos más potentes en concentraciones más altas. Como lo explica la profesional, «se podría decir que es una ‘dosis extra’ de activos para la piel o un tratamiento de choque».

¿Para qué sirve un booster para la cara?

Un booster se puede usar desde todo el año a puntualmente para atajar problemas o situaciones concretas cuando la piel necesita una ayuda extra.

Habrá varios tipos de booster según las características de la piel, estilo de vida o lo que en un momento puntual necesite cada piel. Y, de igual manera, existen con efecto antioxidante, hidratantes, para rojeces, para pieles con exceso de sebo, detoxificantes, para combatir las manchas…

Por ejemplo, entre los más demandados se encuentran los boosters antioxidantes y con efecto calmante la experta recomienda «los de CBD de amplio espectro que pueden prevenir las rojeces y calma la piel sensible, indicado cuando se hacen tratamientos estéticos como peelings o lásers«, perfectos para los días posteriores cuando la piel ha sufrido una agresión porque reestructuran, hidratan y nutren la piel.

¿Booster o sérum?

▸ El booster es un producto que contiene activos más potentes en concentraciones más elevadas y se suele usar con una acción específica.

▸ Un sérum prepara la piel para un tratamiento posterior y es capaz de hidratar en las capas más profundas de la piel.

Es decir, y como aclara Guinot, «no, no es lo mismo un booster que un sérum«. A lo que añade que un booster no sustituye, complementa la rutina facial, ya que puede ser un producto que se utilice puntualmente o como un tratamiento de forma permanente.

¿Booster o ampollas efecto flash?

De nuevo, volvemos a toparnos con un falso sinónimo. Y es que no persiguen los mismos objetivos. «Existen muchos tipos de boosters dirigidos a distintos tipos de pieles o focalizados en distintos problemas de la piel» nos cuenta Guinot. Mientras que por otra parte, el efecto flash es precisamente lo que su propio nombre indica, un efecto, que se puede conseguir con un booster focalizado en conseguir este ansiado efecto de luminosidad y piel descansada en la piel.

Las ampollas efecto flash suelen perseguir un efecto lifting y de iluminación inmediata; en cambio, encontraremos distintos tipos de booster con otros resultados y que se centrarán más en pieles con ciertos problemas, como machas, rojeces e irritaciones.

➟ Aquí ya te recomendamos las mejores ampollas efecto flash.

Las 6 mejores AMPOLLAS ANTICAÍDA y en qué casos están recomendadas

¿Cómo aplicar el booster?

¿En qué momento de la rutina?

Detalla la farmacéutica que se puede aplicar el booster después de la limpieza y, a continuación el sérum, o utilizar el booster para la cara seguido directamente de la crema hidratante. Por lo que, generalmente, podríamos aplicarlo siguiendo este orden:

Limpieza ➛ Booster ➛ Sérum ➛ Crema Hidratante Protección solar ?

¿Mañana o noche?

Se pueden aplicar mañana y/o noche, siempre con la piel limpia y antes del sérum o en lugar de él. Si es de día, seguidamente aplicaremos la crema y un fotoprotector solar.

¿Cuántas veces al día?

Se puede aplicar una o dos veces al día según la rutina facial que se está utilizando o si es un tratamiento específico.

¿Durante cuánto tiempo?

El tiempo puede ser una temporada para un tratamiento de choque o se puede utilizar siempre.

¿Cuánta cantidad?

Entre 2-4 gotitas bastan para cubrir cara, cuello y escote.

Preguntas frecuentes sobre el booster para la cara

¿Booster sólo para la cara o también lo aplicamos en el cuello?

Como sabemos, en belleza el cuello y escote forman parte de los tratamientos faciales y todo lo que podamos hidratar y tratar esa zona nos beneficiará. Pero, en palabras de la experta: «si es un tratamiento muy específico de manchas o acné hay que aplicarlo donde el dermatólogo o el farmacéutico nos recomienden».

¿Qué texturas tiene un booster?

La textura de un booster suele ser ligera, fundente y sedosa, puesto que lo ideal es utilizar un tratamiento posterior y protección solar y, si fuese muy pesado, no se absorbería bien y se correría el riesgo de saturar la piel y no conseguir que los activos penetren y cumplan su función

¿Dónde los conservamos para que no se estropeen y aguanten más?

En cualquier lugar a temperatura ambiente, lejos de fuentes de calor y humedad. Contrariamente a lo que se suele pensar, el cuarto de baño no suele ser el lugar idóneo para conservar los cosméticos adecuadamente, ya que normalmente suele haber variaciones frecuentes de temperatura y humedad, factores determinantes para la conservación no solo de un booster, sino de cualquier cosmético.